Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social. Portal Carta de España. Día del Migrante

Carta de España Online Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social. Gobierno de España.

Carta de España Online. Panorama

Día del Migrante

Consuelo Rumí, secretaria de Estado de Migraciones, presidió el acto de conmemoración del Día del Migrante celebrado el 18 de diciembre en la sede de la Secretaría de Estado.

La secretaria de Estado, Consuelo Rumí, con los migrantes participantes.

La secretaria de Estado, Consuelo Rumí, con los migrantes participantes.

El encuentro ha consistido en una charla-coloquio entre Rumí y otras personas que han sido migrantes en algún momento de su vida y ha estado moderado por el periodista de la cadena SER Nicolás Castellano.

Consuelo Rumí defendió la inmigración como una oportunidad para España. “Las migraciones no son una amenaza sino una oportunidad y una necesidad para países como España con una población envejecida que necesita su aportación en todos los ámbitos, también en el demográfico”, afirmado Rumí.

La secretaria de Estado también se refirió al Plan de Retorno que están preparando desde su departamento. Señaló que para su elaboración están trabajando con la organización Volvemos y su objetivo es que sea “de verdad efectivo y útil para las personas que quieran volver”. Reconoció que es necesario mejorar las condiciones laborales en España y que sean atractivas para los españoles en el extranjero.

Se refirió a que el Plan de Retorno va a a tener una serie de medidas interdepartamentales y que va a aglutinar de forma integral y transversal las medidas que se tomen desde el Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social y de otros ministerios. Añadió que “ese paquete de medidas nos proporcionará la posibilidad de poner en contacto a las personas que quieren volver con las ofertas que haya en el mercado laboral. Porque existen esas ofertas de trabajo y hay que ofrecerlas”.

Nicolas Castellano, reportero de la cadena SER y especialista en inmigración y derechos humanos condujo el diálogo con los migrantes presentes en el salón de actos de la calle Abascal.

Comenzó su testimonio Nicole NDongala, nacida en la República Democrática del Congo del que salió con documentación falsa hacia la antigua metrópoli; Bruselas y de allí a Madrid donde pasó días difíciles cuando se le acabó el dinero. “Una señora –relata Nicole- en una iglesia me dice que conoce un sitio donde ayudan a los negros y me llevó a Karibu. Ha sido y es un lugar de referencia para personas que llegan desesperadas. Me dieron alojamiento y me dieron un itinerario para ser lo que soy hoy, para poder estudiar e integrarme en la sociedad española”. Nicole es hoy –veinte años después- directora general de Karibu que sigue apoyando y ayudando a los africanos en España.

Irene Revuelta, española, estudió turismo y no encontró aquí un trabajo que le satisfaciera. Se trasladó a Berlín, en principio para un mes: “Me gustó mucho y me quede cuatro años. Después pensé que quería mejorar el inglés y me trasladé al sur de Inglaterra donde estuve casi un año trabajando en hoteles”. Tras la experiencia británica se plantea volver a España y llega en plena crisis. “Mis amigos me decían –recuerda Irene- ¿Para qué has vuelto? Cuando ahora se va todo el mundo. Intente encontrar trabajo aquí pero al final me salió una oportunidad en Grecia, en Creta concretamente.” Tras tres años en Creta vuelve a España de nuevo y aquí aparece la oportunidad de irse a China. “Era un puesto de responsabilidad y no me lo pensé dos veces –dice Irene- . Estuve cinco años, creé una familia, cambié de sector profesional, en fin, muchos cambios. Hace un año volví con una hija y pensé que toda esa aventura estaba muy bien para mí pero no era lo que quería ofrecerle a mi hija por la sanidad, la educación”. Irene Revuelta al retornar se integró en Volvemos, la organización que asesora a los españoles emigrados que quieren volver.

La historia de Mohamed, procedente de Mopti en Mali, es casi el paradigma de inmigrante africano irregular que llega en patera. Salé de su ciudad tras la muerte de su padre y una hermana para poder mantener a su familia, es el hermano mayor. En Bamako –capital de Mali- consigue un trabajo que no le pagan. Se va a Mauritania trabajar donde tampoco le pagan. En una patera llega a Tenerife y de allí a Málaga e inicia un periplo por ciudades españolas, ONGs y al final consigue una vivienda, empadronarse, trabaja como jardinero, mecánico. “Estuve cuatro años como irregular” remata.

James Eduardo Díaz Otero viene de Nicaragua, había estado cinco años en España en un programa de cooperación de la Fundación Carolina y Telefónica. “El objetivo era regresar a mi país y aplicar lo que había aprendido. Y así fue, monté un pequeño negocio. Pero la situación de mi país se puso complicada” James ya tenía una familia –esposa, dos hijos y otro en camino en la actualidad- y reconoce que es duro moverse solo. Pudo reagrupar a la familia. “Todo el proceso ha durado cinco meses y ha sido muy satisfactorio, comenzó en agosto, en época de vacaciones del gobierno y todos los plazos que me dieron se cumplieron. De lo que se infiere que el departamento trabaja bien, pues es un proceso complejo en el que interviene distintas entidades”. El programa al que se acogió James es el de captación de profesionales altamente cualificados que gestiona la Secretaría de Estado de Inmigración y Emigración.

El acto del Día del Migrante contó también con la presencia del secretario general de Inmigración y Emigración, Agustín Torres, el director general de Migraciones, José Alarcón, y la directora general de Integración y Atención Humanitaria, Estrella Rodríguez Pardo.

C. de E.
Fotos : Tony Magán  

  • Comparte esta noticia en:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter